martes, 14 de abril de 2009

Riesgos ocupacionales y Técnicas de lucha - Riesgos Profesionales (Primera parte)

Riesgos ocupacionales y Técnicas de lucha - Riesgos Profesionales (Primera parte)

El trabajo constituye básicamente un derecho y un deber, además supone un incentivo económico y una realización personal. Desde el punto de vista de la seguridad e higiene, el trabajo supone un origen de riesgo profesional, debiendo distinguirse entre la penosidad del trabajo inherente al mismo y la peligrosidad del mismo o probabilidad de que este riesgo profesional se materialice y conduzca al daño profesional.

Definiéndose la salud como el equilibrio psicosomático que produce el bienestar físico y mental, se puede decir que se necesita salud para trabajar, pero el trabajo puede originar la pérdida de la salud, la cual podría definirse por tanto como la incapacidad para el trabajo.

El trabajo no actúa nunca directamente sobre la salud, sino a través de un ente intermedio que es el ambiente. Luego toda patología del trabajo es de tipo ambiental o ecológico.

Por tanto si se quiere actuar en fin del daño profesional de una forma general y rentable a la vez, se debe actuar sobre el ambiente de trabajo y no sobre la salud ya que actuando sobre el ambiente se actúa sobre la colectividad. De aquí se deduce que las técnicas médicas no son las más adecuadas para actuar contra el daño profesional, dado que la medicina actúa sobre el individuo y no sobre el ambiente.

De lo dicho se puede extraer que el trabajo va en contra de la salud y que modificando el ambiente de trabajo mediante técnicas no médicas se mejorará la salud.

Este ambiente de trabajo tan importante para la prevención del daño profesional se puede clasificar en:

  • Ambiente mecánico
  • Ambiente físico
  • Ambiente químico
  • Ambiente psíquico
  • Ambiente social

Articulos relacionados por categorias



Widget by Hoctro | Jack Book

0 comentarios:

Template by - Abdul Munir | Daya Earth Blogger Template